vaya

Dentro de ese cuerpo mínimo cabe esa sonrisa esperanza despistada, esos ojos lenguaje sutil, esa mano cesta de caricias, esa boca lago de besos.
Y todo dentro de ese cuerpo diminuto que resulta universo.
Qué ceguera no verlo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s